Saltar al contenido
Inicio » Recetas para bebés de 10 a 12 meses » Galletas blandas de avena y plátano para bebés

Galletas blandas de avena y plátano para bebés

    Galletas blandas de avena y plátano para bebés
    Tiempo 30 minutos
    Preparación Fácil
    A partir de 10 meses

    Ingredientes

    • 400g de plátanos muy maduros (aprox. 3 plátanos)
    • 180g de copos de avena

    Aquí tienes una receta de galletas de plátano y avena ¡saludable, fácil y deliciosa! Estas galletas tienen la ventaja de ser 100% naturales, hechas en casa y con sólo 2 ingredientes (aunque se pueden mejorar con 1 o 2 ingredientes adicionales).

    El plátano es rico en vitaminas C, B6, B9, magnesio y potasio. Además cuando están muy maduros son muy dulces y este es el truco para no tener que añadir azúcar a la receta. Los copos de avena son muy ricos en fibra, proporcionan una gran saciedad y energía duradera.

    En resumen, unas galletas que le encantarán a tu bebé y que son una gran opción para la merienda o comer fuera de casa, sobre todo si practicas el baby-led weaning.

    Cómo hacer las galletas de avena y plátano

    1. Aplasta los plátanos con un tenedor para conseguir un puré suave.
    2. Si quieres añade al puré de plátanos uno o más ingredientes opcionales: puré de pipas de girasol, puré de almendras o pasas.
    3. Añade los copos de avena y mézclalos bien.
    4. En una bandeja de horno cubierta con papel de hornear pon con una cuchara porciones de la masa y aplástalas un poco para dar forma de galleta. Cuanto más finas sean más crujientes estarán. Si prefieres que queden blandas, hazlas más gruesas.
    5. Hornea durante unos 15 minutos a 180 grados.
    6. Cuando las galletas estén doradas sácalas del horno y espera a que se hayan enfriado un poco antes de comerlas.

    Trucos y consejos

    • Son tan fáciles de hacer que los bebés más mayores pueden ayudar a hacerlas. Los peques de 2 años disfrutarán muchísimo mezclando el plátano y la avena con sus manos.
    • Se pueden almacenar durante 1 o 2 días en una tartera hermética a temperatura ambiente o en la nevera. También puedes congelar la masa antes de hornearla para hacerla otro día.
    • Puedes sustituir el plátano por 400 g de compota de manzana sin azúcar añadido.
    • Si a tu bebé le gustan te recomendamos probar más recetas de galletas caseras para bebés.

    ¿Te ha gustado?

    0 / 5 Votos 69

    Tu voto:

    Etiquetas: